Churros y porras

churros-porras

Aquí tienes las recetas de churros y porras, trucos para que salgan bien y unas notas sobre las diferencias en las masas y la elaboración de ambos.


  • Las denominaciones cambian en distintas partes de España. En el norte son churros los de masa más compacta que suelen prepararse ‘acanalados’ (foto inferior). Las porras son más gruesas y huecas (foto superior). Sin embargo en Extremadura, Andalucía, Murcia y otros lugares se llama churros a ambos productos. Los acanalados son churros de papa, de lazo o simplemente churros finos. Para explicar la receta seguiremos la denominación más habitual de churros y porras.
  • La única diferencia entre los churros y porras es que la masa de las porras lleva bicarbonato y hay que dejarla reposar unos 10 minutos antes de freír. Por otro lado los churros se preparan con boquilla rizada y las porras o churros de rueda se hacen con manga redonda.

Trucos y consejos para ambas recetas

  • Es mejor usar harina de fuerza (harina panadera, rica en gluten) para que la masa no salte ni chisporrotee en el aceite.
  • En ambas recetas se puede añadir un chorrito de aceite a la masa. De esta forma no salta y además queda más sabrosa.
  • La masa debe estar espesa, como una bechamel densa, para que no salte en el aceite. Regula el nivel de harina hasta conseguirlo.
  • Hay que compactar bien la masa dentro de la manga o la churrera, que no tenga aire, que esté consistente.
  • También es importante que la masa esté muy bien mezclada y no haya restos de agua para que no salten al freírlos.
  • La masa que sobre se puede guardar bien tapada de un día para otro.

churros-de-manga-pasteleraCHURROS 

INGREDIENTES

  • 1 vaso de agua
  • 2 vasos de harina de fuerza
  • 1 cucharadita rasa de sal
  • Un par de cucharadas de aceite (opcional, pero por experiencia la masa salta menos en el aceite)
  • Aceite para freír

ELABORACIÓN

  1. Calentamos el agua hasta que llegue casi a hervir, retiramos del fuego y añadimos de golpe el resto de ingredientes.
  2. Mezclamos hasta que quede una masa fina y espesa. Tiene que estar muy bien mezclada para que no haya restos de agua que puedan hacer saltar la masa. La metemos en una churrera o en manga pastelera con una boca rizada.
  3. Puedes usar una bolsa de plástico fuerte con un agujerito como de 1 cm. de diámetro en un pico para que quede el churro liso. Lo prensamos bien para que no haya huecos y lo vamos echando en aceite muy caliente en tiras o haciendo un ‘lazo’. Retiramos cuando estén dorados.
  4. Hay que tener en cuenta que aumentan el volumen. Podemos usar aceite de girasol o de oliva –le dará más sabor– según los gustos. Y para servir, mojamos en azúcar o en chocolate, café… al gusto.

churrosPORRAS (churros de rueda)

La única diferencia es que añadiremos a la masa una cucharadita colmada de bicarbonato o de levadura química. En este caso dejamos reposar la masa hasta media hora antes de freír. En una sartén grande le vamos dando forma redonda y moviéndola mientras la vamos echando (así queda más hueca y crujiente), es mejor que nos ayude alguien.


¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!