Patatas para guarnición

patatas-duquesa

Aquí tienes muchas recetas originales para hacer patatas para guarnición con diferentes formas y presentaciones, para todos los gustos.


Patatas Duquesa (en la foto superior): 1/2 kg de patatas, 1 yema de huevo, sal pimienta y nuez moscada, 1 cucharada de mantequilla

Cocemos las patatas peladas y escurrimos bien del agua. Trituramos para que quede un puré espeso y añadimos la mantequilla y la sal, pimienta y nuez moscada. Cuando enfríe un poco ponemos la yema, mezclamos bien y llevamos a una manga pastelera para hacer montoncitos en una bandeja de horno. Harán falta pocos minutos a unos 200º hasta que doren.

al Ajillo: Lavamos las patatas cortadas en dados y llevamos al microondas con un chorro de aceite de oliva. A medio hacer sacamos, salamos y ponemos un majado de ajo y perejil. Se vuelven a meter al horno hasta que estén tiernas. Hay que manejarlas con cuidado para que no se deshagan. Acompañan bien a los pescados. Otra forma de hacerlas es, una vez fritas, rehogarlas en aceite con un majado de ajo, perejil, orégano y otras hierbas (cocina argentina).

con Bacon: 16 patatitas enanas precocidas envasadas, 8 lonchas finas de beicon ahumado, 4 cucharadas de queso parmesano rallado, aceite de oliva virgen extra y sal

Lavar las patatas y secarlas bien. Cubrir cada patata o trozo de patata con media loncha de beicon, sujetando con un palillo. Poner una sartén a fuego medio con el aceite de oliva y hacer en varias veces hasta que el beicon esté crujiente. Espolvorear queso parmesano por encima. Dar un par de vueltas más y servir.


para Carnes: Ponemos las patatas a rehogar en aceite con cebolla troceada, unos ajos machacados de un solo golpe y una hoja de laurel. También se les puede poner pimiento. Hacemos tapadas a fuego lento hasta que estén tiernas, removiendo a menudo para que no se peguen. Se les puede agregar al principio un chorrito de vino blanco y dejarlo reducir.


a la Crema: Pelamos y cortamos las patatas en ruedas finas. Ponemos aceite en una bandeja de horno un poco honda y repartimos por encima las patatas. . Salpimentamos, espolvoreamos queso rallado y vertemos un bote de leche evaporada (300 ml.) y 1/2 vaso de agua. Cocemos en el horno medio-fuerte unos 30 min. y servimos como guarnición de carnes o, simplemente con salchichas a la plancha o con un huevo frito o a la plancha.


a la Inglesa: Freímos las patatas cortadas en dados gruesos. También podemos cocerlas y trocearlas ya cocidas, para darles un golpe fuerte en la freidora y que doren. Luego, en una sartén con muy poco aceite (que no cubra ni el fondo) sofreímos los ajos hasta que doren un poco. Añadimos el vinagre (la cantidad depende de lo “fuertes” que las queramos) y dejamos unos minutos a fuego lento para que se reduzca. Añadimos el perejil picadito y regamos con esto las patatas.


con Pimentón: una patata mediana por persona – aceite – pimentón – sal

Se lavan bien al chorro, se cortan por la mitad, se les hacen unos cortes cruzados. Se meten al horno caliente. Cuando los cortes se han abierto un poco, se les echa aceite, pimentón y sal. Luego se deja que se terminen de hacer. Se sirven calientes acompañando carnes.


con Pimientos: Llevamos las patatas al microondas con trozos de pimiento rojo y verde y el aceite. A medio hacer se salan y se vuelven a llevar al horno.


al Tomillo: 1 kg. patatas pequeñas (pueden ser de bote o de las que vienen precocidas) – 1 cabeza ajo – 1 rama tomillo – 100 gr. mantequilla – 1/2 limón – aceite de oliva, sal y pimienta

Lavar bien las patatas, secarlas y freírlas en aceite bien caliente, hasta que tengan un color dorado. Escurrir el aceite sobrante sobre papel absorbente. Salpimentar y colocarlas en una bandeja de horno con el tomillo, los dientes de ajo rotos y con piel, y la mantequilla en trozos. Meter en el horno a 200º C y cuando pasen 5 minutos, rociar con un poco de limón, y dejar que se terminen de hacer otros 5 minutos. Cuando se sacan, se riegan por encima con el jugo del asado y se sirven como guarnición de carnes o pescados.


Patatas Lyonesa: Cortamos a rodajas las patatas cocidas. Salteamos con aceite. Por separado doramos cebolla con mantequilla (cortada en juliana), cuando este en su punto lo agregamos a las patatas y lo dejamos rehogar unos minutos. Salpimentamos y espolvoreamos un poquito de perejil picado.


Patatas Maitre D´Hotel: Cogemos la patatas las cortamos a rodajas y las cubrimos con caldo de pollo y ponemos al fuego. Dejamos que se reduzca el caldo, sazonamos y agregamos bastante mantequilla le añadimos unas hojitas de perejil picado


Patatas Avellana: Cortar la patata con una cuchara especial para hacer bolitas de forma que parezca una avellana. Cocer con mantequilla deben de quedar blandas y de un color rubio dorado. Salpimentar. Al final de su cocción podemos agregar un poco de caldo de carne con mantequilla.


Patatas Con Perejil: Cocer patatas al vapor, escurrirlas bien y rehogarlas con mantequilla en la cual habremos vertido primero una pizca de perejil


Patatas Defonoisse: Lavamos y pelamos las patatas. Las cortamos a laminas muy finas y en un molde vamos levantando un bloque (en la totalidad de su capacidad) combinando las patatas, sal, pimienta, nuez moscada y una mezcla a partes iguales de nata y leche. Cocemos los moldes en el horno.


Confitadas: Cortamos las patatas peladas en rodajas de unos 3 mm. Las introducimos en aceite con unas ramitas de romero tomillo, laurel y unos granitos de pimienta negra y las dejamos cocer cubiertas de aceite a fuego muy lento hasta que estén tiernas. Después hay que dejarlas escurrir muy bien.



¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!