Roscón de Reyes fácil

roscon-de-resyes-cortado-2

Este Roscón de Reyes fácil no lleva masa madre y es muy fácil de preparar. El resultado es estupendo, esponjoso y un sabor delicioso. Con estas cantidades te sale un Roscón de 8 raciones.

INGREDIENTES

  • 320 gramos de harina de fuerza (y algo más para el amasado)
  • 1 huevo grande (si son pequeños usa un huevo entero y 1 yema)
  • 25 gramos de levadura fresca (yo he usado Levital, comprada en Mercadona)
  • 100 ml de leche entera
  • 80 gramos de azúcar
  • 70 gramos de mantequilla blanda y batida, como en pomada
  • ralladura de 1 naranja y 1 limón pequeños
  • 30 ml (2 cucharadas) de agua de azahar de uso alimenticio (yo he usado aroma de azahar de Mercadona, pero puedes comprarla en cualquier tienda de repostería)
  • 1 pizca de sal
  • Fruta escarchada, guindas en almíbar, almendras fileteadas, azúcar humedecida en licor… para decorar

ELABORACIÓN

roscon-de-reyes-paso-a-paso

  1. Antes que nada calentamos un poco la leche (puedes hacerlo en el microondas unos segundos) y disolvemos la levadura fresca en la leche tibia. Deshaces la levadura con los dedos y después mezclas bien con una cuchara. Añadimos una cucharada grande de la harina que vamos a usar, lo mezclamos todo bien y tapamos el vaso. Tiene que reposar así unos 15 min.
  2. Mientras tanto ponemos en un bol hondo la harina con el azúcar y el resto de ingredientes, el agua de azahar, las ralladuras, el huevo, la sal y la mantequilla blanda y batida. Vamos mezclando con las manos (usa unos guantes de látex y te será más fácil) y vamos incorporando poco a poco, como en tres veces, la mesa en reposo del vaso con la levadura. Cuando la masa tome algo de forma la dejamos en el bol para que leve y repose al menos 40 o 50 min. hasta que doble su volumen. La masa debe ser pegajosa, no te preocupes que luego toma más cuerpo, pero en este momento es pegajosa. Si le das más harina el Roscón te quedará más duro y seco.
  3. Pasado ese tiempo hay que volver a amasar con las manos la masa, y verás que toma algo más de cuerpo sin llegar a a ser de las masas que se despegan de las manos, no te preocupes, debe ser así.  Puedes darle forma al Roscón con las manos y poner sonre un papel de horno en la bandeja o usar (te lo recomiendo) un molde de corona enmantequillado y enharinado (mira la foto). En el molde el Roscón queda con muy buena forma y no tienes que preocuparte de que el centro se cierre. Eso sí, debe ser un molde de buen tamaño, unos 20 cm de diámetro, para que no quede demasiado grueso.
  4. Dejamos reposar dentro del horno en modo descongelación (a unos 30º) una media hora. También puedes calentar el horno a 180º y cuando esté caliente lo apagas y metes el Roscón para aprovechar el calor residual. Así estará una media hora. Después colocas la fruta escarchada o elementos decorativos y ya lo puedes hornear a 170º una media hora (o algo menos) hasta que dore. Yo lo he pintado a media cocción con yema de huevo mezclada con leche y azúcar.
  5. Al sacarlo del horno cubre las imperfecciones con azúcar humedecida en agua o anís y deja enfriar.

CONSEJOS Y COMENTARIOS

  • Si no lo vas a consumir al momento conserva el Roscón en un lugar fresco y seco porque con el paso de las horas tiende a endurecerse un poquito. Lo ideal es consumirlo el mismo día que lo hagas.
  • Si vas a rellenar el Roscón corta con cuidado por el centro y usa una manga pastelera con crema, nata montada… a tu gusto. Luego vuelves a tapar con la parte superior con cuidado de que no se rompa y dejas en lugar fresco y seco hasta que lo sirvas.
  • Si quieres meter regalo en el interior del Roscón tienes que tener en cuenta que sean figuritas que puedan admitir el horneado. Los metes con el Roscón ya formado y vuelves a poner Si lo vas a rellenar te recomiendo que pongas los regalitos en ese momento,


roscon-de-reyes-entero

roscon-de-reyes-cortado-1


 


¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!