Gin-tonic perfecto, consejos para prepararlo

gin-tonic

Aquí tienes información útil sobre la bebida de moda, el gin tonic, consejos para prepararlo y algunas sugerencias de servicio e ingredientes.


La receta básica para hacer un buen gin-tonic se reduce a 5 ingredientes: hielo, ginebra, tónica, un elemento cítrico y un vaso o recipiente adecuado. Las proporciones correctas no deben exceder de 80 ml de ginebra (entre 60 y 80 ml es lo ideal) y 200 ml de tónica. Ese es el trago correcto antes de que se caliente en exceso al tomarlo, y con esas proporciones la bebida conserva un nivel de alcohol de unos 8º por si quieres tomar más de una copa.

  • El vaso: Debe estar frío, ser de boca ancha apara percibir bien los aromas (un vaso de los de sidra o una buena copa de balón) y tener buen tamaño para que quepa todo el gin-tonic de una vez y no haya que ‘recargar’ para completarlo. La copa de balón además nos permite coger la bebida por la base sin calentarla.
  • El hielo: Deben ser piezas grandes para que tarden más en derretirse y no ‘agüen’ la bebida. Hay que poner 4 o 5 piezas. Una vez en la copa removemos para enfriar el cristal de la copa.
  • El cítrico: Una fina rodaja de lima o limón en el interior (media rodaja si es grande) antes de poner los líquidos. Una piel de limón (sin nada de blanco) se puede pasar por el borde del vaso para aromatizar aún más. Los expertos no lo aconsejan pero si te gusta puedes poner unas gotas (no más) de limón exprimido sobre el hielo.
  • La ginebra: Se sirve desde una cierta altura para que se airee.
  • La tónica: Hay que inclinar el vaso y deslizarla por el cristal para que no pierda burbujas.

Combinando elementos aromáticos podemos personalizar el gin-tonic a nuestro gusto. Todas las ginebras tienen elementos aromatizantes, así que lo interesante es potenciarlos. Por ejemplo si vas a usar canela en la copa, hay que buscar una ginebra que la contenga entre sus aromas. Aquí tienes algunas ideas.

Con enebro: Tan sencillo como poner son los hielos unas 8-10 bayas de enebro y seguir la elaboración. Potencia el aroma de la ginebra.

Con canela: Con los hielos ponemos un pequeño trozo de canela en rama y media cucharadita de azúcar moreno. Seguimos la elaboración.

Con pepino: Dos rodajas finas de pepino que se ponen con el hielo y se remueven para que desprendan aromas. Un clásico con la ginebra Hendrik’s.

Con regaliz: Machacamos ligeramente el el mortero un par de trocitos pequeños de regaliz puro y los ponemos con el hielo. Sustituimos el limón por lima.

Con albahaca: Unas hojas de albahaca junto al hielo y al limón. Me lo han servido alguna vez con Ginebra Gin Mare y es una delicia.

Con naranja y pimienta: Frotamos con corteza de naranja (sin nada de blanco) el borde de la copa y ponemos esa piel de naranja sobre los hielos. Añadimos 4 o 5 granos de pimienta y seguimos la elaboración. En esta preparación eliminamos el limón.

Con frutos rojos: El elemento cítrico lo aportan unas ffresas o frambuesas que se ponen en la copa con el hielo. Es mejor trocearlas para que desprendan aroma y sabor. Eliminamos el limón.

Con café: Unos granos de café acompañan al hielo. Sustituimos el limón por media rodaja de naranja.

gin-tonic-en-copa


 


¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!