Biscottes aromatizados caseros

biscottes-caseros

Estos biscottes aromatizados caseros son una idea estupenda para aprovechar el pan que se ha quedado duro o para acompañar platos especiales a los que quieras dar sabor. Aquí tienes ideas para prepararlos a tu gusto.


INGREDIENTES

  • Pan de barra asentado, pan de molde o cualquier pan a tu gusto
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Perejil picado, ajo en polvo, curry, comino molido… o cualquier especia o hierba que te guste

ELABORACIÓN

  1. Precalentamos el horno a 170º y mientras vamos cortando el pan en rebanadas como de 1 cm de gruesas.
  2. Ponemos el pan en una bandeja de horno y rociamos por encima con un hilo de aceite de oliva virgen extra y alguna especia (depende de los que vayas a acompañar con los biscottes, ajo o cebolla en polvo, orégano, comino molido, curry…)
  3. Horneamos unos minutos hasta que  esté dorado, con cuidado porque se queman rápido. Para que queden crujientes es mejor hacerlos con aire por arriba y abajo y en la parte media del horno. Dejamos enfriar y reservamos. Se pueden guardar en una lata y duran bastante.

Consejos y comentarios

  • También podemos hacerlos ‘naturales’ sin aceite ni hierbas.
  • Otra idea es hacer una pasta en la batidora con aceite, ajo y perejil y untar las rebanaditas muy ligeramente con ellas antes de llevar al horno.
  • Para quesos quedan muy bien con orégano o comino.
  • Si vas a usarlos para acompañar dulces puedes rociar un hilo de miel o con un poco de azúcar blanco o moreno (muy poquito porque carameliza y lo quema).

10414626_s


¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!