Mermeladas caseras sin azúcar añadido

mermeladas-sin-azucar

Hacer mermeladas en casa es una forma sana y natural de disfrutar de la fruta de temporada durante todo el año. La mermelada que compramos habitualmente en el súper contiene muchísimo azúcar, además normalmente no usan fruta natural sino la pulpa triturada de las mismas. Por ello en este post os vamos a enseñar cómo hacer mermeladas caseras sin azúcar añadido y con edulcorantes.

El mejor producto para hacer mermelada casera y endulzarla sin azúcar es usar Stevia. La Stevia es un endulzante natural, procedente de una planta. Aporta 0 calorías a nuestra dieta y está especialmente indicada para celíacos y diabéticos. Se usa mucho para endulzar infusiones, leche o para recetas de repostería. Se venden en líquido o en polvo.

Igualmente se pueden usar otros edulcorantes artificiales como la sacarina o el aspartamo. No uses pastillas, opta por el producto en polvo o líquido.

A tener en cuenta con los edulcorantes:

  • El uso de edulcorantes hace que la mermelada no cuaje de la misma forma que el azúcar, por lo que necesitaremos un gelificante como el agar agar (gelatina de algas) o gelatina neutra en hojas o en polvo para que la mermelada tome su consistencia.
  • No se conservan de la misma manera, ya que los edulcorantes no son conservantes como el azúcar, únicamente añaden sabor dulce.
  • El máximo tiempo para consumir la mermelada sin azúcar añadido es de una semana en el frigorífico.
  • Se pueden congelar una vez preparadas, pero una vez fuera del congelador, no dejarla más de unos cuatro o cinco días
  • La cantidad de edulcorante que se añade es mínima. Lo mejor es mirar en el envase pues suelen indicar las cantidades adecuadas

RECETA DE MERMELADA DE FRUTAS CON EDULCORANTES

Ingredientes

  • 1 kg de fruta fresca (fresas, naranja pelada, melocotones o albaricoques pelados….)
  • Unas cucharadas soperas de edulcorante (esta cantidad es variable, puedes añadirle una cucharada más o menos, según el edulcorante que uses, es cuestión de probar para ajustar el punto de dulzor)
  • 2 vasos de agua
  • Medio sobre de gelatina neutra (7 gr)

Elaboración

  1. Lavamos muy bien la fruta, y la troceamos. La ponemos en un cuenco junto con el agua y el edulcorante. Lo dejamos reposar durante media hora. Batimos con la batidora para hacerlas puré (si prefieres que tenga trozos, tritúrala con un tenedor o no tritures demasiado).
  2. En una cazuela de barro o una olla antiadherente (evitar si es posible las de metal o aluminio), cocinamos durante una hora a fuego lento, revolviendo de vez en cuando siempre con una cuchara de madera. Cuando falte una media hora, añadimos el sobrecito de gelatina neutra.
  3. Cuando veamos que tome la consistencia espesa de la mermelada, la sacamos del fuego y dejamos templar.

Elaboración de mermeladas con agar-agar 

Usamos 1 o 2 cucharadas de agar agar en polvo. Se encuentra con facilidad en tiendas de repostería y en la sección de gelatinas y repostería de grandes superficies. Lo hidratamos en agua y lo ponemos sobre la mermelada ya preparada y al fuego. Al contrario que la gelatina (que no debe hervir) el agar agar debe hervir unos 5 minutos. Retiramos del fuego y dejamos templar.


Más Trucos y consejos:


¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!